Los bioplásticos sostenibles podrían estar a la vuelta de la esquina

Un nuevo biopolímero podría liberar muy pronto al mundo de su peor contaminante

Un nuevo estudio acaba de describir un proceso para sintetizar polímeros bioplásticos que no requieren ni del uso de tierra, ni de agua dulce; recursos que ya escasean en gran parte del mundo. El polímero en cuestión se deriva de una especie de microorganismos que se alimentan de algas. Es biodegradable, en su elaboración no se genera ningún tipo de desecho tóxicos y además se recicla fácilmente junto con el resto de desechos orgánicos.

El invento fue el fruto de una colaboración entre el Dr. Alexander Golberg y el Profesor Michael Gozin, respectivamente de la Escuela de Ciencias Ambientales y de la Tierra; y de la Escuela de Química, ambas de la Univerdad de Tel Aviv. Su investigación titulada Macroalgal biomass subcritical hydrolysates for the production of polyhydroxyalkanoate (PHA) by Haloferax mediterranei fue publicada recientemente en la revista Bioresource Technology.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *