Las Islas Vírgenes Británicas, el paraíso vacacional de los Obama

Rodeada de aguas turquesas y arrecifes de coral, la isla de Necker es el idílico y remoto refugio del magnate inglés. Una propiedad, gestionada a través de HomeAway (homeaway.es/p3973058), donde alejarse del mundo al ritmo que marca el mar, el sol y la naturaleza y que los Obama ya están disfrutando. Es una isla pequeña y los 28 huéspedes que como máximo la pueden ocupar la han reservado en exclusiva o por suites independientes. La elegida por el ex presidente norteamericano y su esposa es la suite principal, perfecta para una escapada tranquila y romántica, porque es amplia y espaciosa y forma parte de la nueva construcción del alojamiento.

Necker-Island-DormitorioVirgen

Necker-Island-PisciVirgen

Desde cualquiera de sus tres terrazas en la azotea, los Obama pueden asomarse al mar Caribe, pero también refrescarse en su jacuzzi privado o simplemente tomar el sol teniendo a un paso la exuberante naturaleza y el mar. Los sabores caribeños se disfrutan a la luz de la luna o en una cabaña en la playa, o si se prefiere, en la propia suite, donde priman el lujo y la sofisticación y hay una pequeña cocina en la que no faltan ni bebidas ni aperitivos durante la estancia.

Necker-Island-Porche

Necker-Island-Psicina3

Además de dormir en sus estancias abiertas al mar, el lujo de la isla también está en descubrir algunos de los rincones caribeños más increíbles a bordo de Necker Belle, un catamarán de 32 metros de eslora que puede reservarse en exclusiva; de practicar deportes acuáticos, como explorar el fondo marino en una aeronave submarina y observar ballenas, delfines y arrecifes de coral; hacer una salida para ver a los flamencos y lemures que habitan la isla, jugar al tenis con instructores profesionales, entrenarse en una sesión en el gimnasio y relajarse al final del día en alguna de las dos piscinas o en el spa. En definitiva, unas vacaciones a cuerpo de rey, o mejor dicho, ¡a cuerpo de presidente! que se pueden disfrutar a partir de 6.600 € por noche.

Necker-Island-Terraza

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *